¿Quieres “enganchar” a tu alumnado en el aula y no sabes cómo?¿te gustaría trasladar al aula dinámicas gamificadas que propicien el aprendizaje basado en experiencias?

En este post te proponemos que para ello te apoyes en un Breakout Edu, una de las variedades que existen de Escape Room.

Y es que ¿a quién no le gusta jugar? Aprender mediante técnicas basadas en el juego puede ser divertido, captando la atención de nuestro alumnado y haciéndole protagonista de retos a superar mediante la resolución de enigmas con los que obtener las claves para abrir una serie de candados. 

Su aplicabilidad dentro y fuera del aula

Desde el punto de vista pedagógico, vamos a profundizar un poco más sobre la aplicabilidad fuera y dentro del aula del Breakout Edu:

  1. Mediante este tipo de técnicas se trabajan las capacidades intelectuales, creativas y de razonamiento deductivo.
  2. El alumnado adquiere la capacidad de visión del conjunto, ya que tienen que desarrollar un proceso reflexivo en la situación a resolver.
  3. Pone en juego sus habilidades personales de comunicación, trabajando la competencia verbal y digital.
  4. Tal y como se ha demostrado, estas dinámicas aumentan la motivación del alumnado, haciéndole más receptivo a lo largo de su proceso de aprendizaje.
  5. El afán por superar un reto, hace que de manera inconsciente trabajen la constancia y perseverancia.
  6. El alumnado lidera y se convierte en protagonista de su aprendizaje, siendo él quien toma las decisiones y se autocorrige.

 ¡Vamos a ello!

¿Estás listo/a para crear tu primer Breakout? Son muchas las aplicaciones que puedes emplear para darle forma: Genially, Slides, etc. Nosotras hemos optado por utilizar Lesson Plans de Symbaloo como soporte para lanzar los retos, descifrar las claves del candado y terminar desactivando una bomba.

Suena bien ¿verdad? Os compartimos el siguiente videotutorial del paso a paso.